Novell ya no es el propietario de Unix

Un Tribunal de apelaciones ha revocado una decisión tomada en 2007 que afirmaba que Novell era el propietario del código de Unix.

En una resolución de 54 páginas un Tribunal de apelaciones acaba de revocar una decisión tomada en 2007 por el juez Dale Kimball que afirmó que Novell era el propietario de los derechos de Unix y UnixWare. Este paso deja a SCO el camino libe para proseguir con una demanda de 1.000 millones de dólares contra IBM por infringimiento de patentes.

Darl McBride, CEO de SCO, ha dicho que la decisión del juez es una gran ratificación para la compañía con la que podría continuar su demanda contra IBM. SCO vende una tecnología de software basada en Unix y servicios móviles, incluidos UnixWare para aplicaciones empresariales y SCO OpenServer para pymes. La semana pasada la compañía lanzó una versión virtualizada de su sistema operativo OpenServer 5.0.7 Unix.

La historia comienza en 1993 cuando Novell pagó más de 300 millones de dólares por la compra de Unix System Laboratories, propietario de los derechos y licencias de Unix. Dos años más tarde Novell decidió vender el negocio Unix a SCO. Ambas compañía han mantenido diferentes posturas respecto a si la venta incluía la propiedad de los derechos de código, pero el caso es que en 2004 Novell afirmó poseer los derechos de Unix después de que SCO decidiera presentar una demanda un año antes para hacer cumplir el copyright de Unix.

En 2003 SCO afirmó que Linux era una derivación ilegal del código de Unix, que la compañía había comprado a Novell, e inició su particular cruzada escogiendo a IBM como su primer objetivo en una demanda de 1.000 millones de dólares afirmando que la compañía había violado los derechos de SCO contribuyendo con código Unix a Linux.

Microsoft se unió al combate acordando licenciar código Unix a SCO y utilizando esta asociación para alimentar la confusión sobre las licencias de código abierto y la responsabilidad que pudieran tener los usuarios corporativos. Y es que SCO envió cerca de 1.500 cartas a grandes compañías advirtiéndolas que si utilizaban Linux podrían violar la propiedad intelectual de SCO, que fue cuando Novell reclamó la propiedad de Unix.

En agosto de 2007 el juez Dale Kimball le dio la razón a Novell, haciéndole propietario de los derechos de autor de Unix y UnixWare e imponiendo a SCO una multa de 2.500 millones de dólares. Poco después SCO anunció su quiebra.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: